Alen Halilovic: el talento en estado puro

El descaro. El desparpajo. El talento. La confianza. El desborde. La clase. La visión de juego. La aportación en ataque, y cada vez más en defensa. El de los golazos. La evolución. El crecimiento. El mimo a la pelota. La inocencia. La intuición. El duende. El discípulo de Rakitic. El que celebra los goles ‘echando un culín’ de sidra. El que ha entremezclado su apellido con la palabra que define al equipo: guaje. Él es. Él parece. Pero, sobre todo: él está. Alen Halilovic o, como todos le llaman gracias a su capitán (Alberto Lora): Guajilovic.

Verle jugar es una auténtica delicia. Ha dejado tantísimos detalles que marcan diferencias ya… y solo llevamos diez jornadas. Qué temporada más bonita nos espera con él sobre el césped.

Cuando un jugador se siente a gusto, querido, comprendido y aceptado sobre el campo, se nota. Cuando alguienAlen Halilovic no se cohibe y da lo mejor de sí, se aprecia con excesiva visibilidad. Cuando una persona es ella misma en toda su esencia y libertad, se le admira, se le aplaude y se le cuida. Y todo ello es aplicable a Halilovic.

Con solo diecinueve años, y en muy pocos partidos, ha enamorado a ‘La Mareona’. Se ha convertido en “uno di noi”. Pero, sobre todo, ha conseguido que en el césped se le llame “don Alen Halilovic”, el ‘guaje’ que desprende magia por los cuatro costados, y fuera del mismo sea el entrañable “Guajilovic”. Y esto, en un vestuario tan unido como el del Sporting, es importantísimo. Lo ha dicho el propio jugador: Abelardo es la clave. Una vez más.

El tiempo de este inocente mago del balón es limitado en Gijón. O no, quién sabe. Pero sea como fuere, hay que disfrutar de él cada minuto que pase en tierras asturianas… porque no todos los días se puede ver, disfrutar y contar con jóvenes prodigios como él.

Alen, Halilovic, Hali o Guajilovic: ‘qué guapo ye verte jugar’.

“No existe gran talento sin gran voluntad” Honoré de Balzac.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *