Alberto Lora: el guardián entre el centeno

Estopa canta: “yo me parto la camisa como Camarón…”. Al escucharla, me viene a la cabeza la imagen de Lora. No, no es que él se parta la camisa como Camarón, sino que él suda la zamarra del Sporting partido a partido. Eso sí, más de un susto ha dado en su empeño por alzarse a la altura del rival… sin irnos muy lejos: en el partido frente al Deportivo empezó a sangrar sin cesar por una brecha en la cabeza. Esta es la verdadera grandeza de Lora: juega con el corazón sin olvidarse de la importancia de la razón… y es esa pasión por el fútbol, y por el Sporting especialmente, lo que le permite alzarse, aunque sea a base de saltos, al 1’80 del rival a pesar de su 1,68. Hay gigantes que no precisan de altura, solo de garra, coraje, corazón y… talento, mucho talento. Ese es Alberto Lora. El capitán.

Alberto LoraJunnior, uno de los asistentes al coloquio, dijo sobre él:“Lora ye de Mósteles, pero parece tanto de Gijón como yo”. Y amén. Su entrega en el campo, su respeto y cariño a la afición y su amor al Sporting, le han convertido en ‘uno di noi’.

Nadie imagina ya una zaga sportinguista sin Alberto Lora. Es el soldadito que comanda al resto. El que saca la voz desde lo más profundo de su ser para ordenar al equipo. El que cuida la banda derecha como si del mayor tesoro se tratase. El complemento directo de Luis y Bernardo. El indirecto de Jony o Halilovic. El circunstancial para Cuéllar. Y el
sujeto para Abelardo. Él, la sintaxis al completo. Él es y está.

“Muchas veces me imagino que hay un montón de niños jugando en un campo de centeno. Miles de niños. Y están solos, quiero decir que no hay nadie mayor vigilándolos. Solo yo. Estoy al borde de un precipicio y mi trabajo consiste en evitar que los niños caigan a él. En cuanto empiezan a correr sin mirar adónde van, yo salgo de donde esté y los cojo. Eso es lo que me gustaría hacer todo el tiempo. Vigilarlos. Yo sería el guardián entre el centeno. Te parecerá una tontería pero es lo único que de verdad me gustaría hacer. Sé que es una locura”. [Holden Caulfield – personaje ficticio creado por J. D. Salinger]. Él es, sin duda, Alberto Lora… nuestro guardián entre el centeno.

229 partidos con el Sporting. Y que siga sumando, por el bien del conjunto sportinguista.

Todos los entrenadores hablan sobre movimiento, sobre correr mucho. Yo digo que no es necesario correr tanto. El fútbol es un juego que se juega con el cerebro. Debes estar en el lugar adecuado, en el momento adecuado, ni demasiado pronto ni demasiado tarde. Johan Cruyff.

Written By
More from Paula Martín

1905 MOTIVOS

Hace tiempo que nada es igual, que parece que el mar bravo...
Read More

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *