Sporting de Gijón

PERDÓNENME

Me van a perdonar los más ‘machos’ del lugar –entiéndame la ironía–, pero jamás he entendido la continua referencia a las bailarinas como medida…